Canal RSS

Tetris

Publicado en

LO REAL

M. había decidido ir a un psicólogo que le habían recomendado. Dejando a tras su desconfianza frente a esos profesionales que, según ella, se tenían que tratar a sí mismos, había acudido a la cita.

La conversación, tras los momentos de rechazo primeros se desarrolló de manera agradable. M. habló de su situación personal, de la cantidad de estrés que tenía que soportar, tanto en el trabajo como en su casa…

Quedaron para la siguiente semana. Antes de despedirse, el médico le preguntó si conocía un juego de ordenador que se llamaba “Tetris”. Ella había oído hablar de él a sus hijos, aunque no lo había jugado. El médico le dijo que, básicamente, consistía en encajar las piezas que iban cayendo, girándolas para que entraran en los huecos que iban quedando. Con esa imagen, le intentó transmitir la idea de que los problemas habían de tratarse como si fuesen fichas que iban cayendo, presentándose de pronto ante nuestra vista, o bien dando unas pequeñas pistas de que iban a aparecer. Nuestra misión era ir encastrándolos en los huecos, girándolos para ver en ellos las posibilidades y no las aristas amenazadoras.

Al igual que en el Tetris original, cuando se fueran encastrando con la base, con el sustrato que llevábamos irían desapareciendo.

M. se llevó esa imagen a su casa y, cuando llegó, después de comprobar que había habido refriega entre sus hijos, pensó que lo mejor era comprobar la teoría del psicólogo. Así que enchufó el ordenador, buscó en el google la palabra “tetris” y comenzó a jugar.

Al principio iba viendo las piezas caer muy lentamente y les iba poniendo nombres. A las “eles” amarillas las llamó problemas laborales, a las “zetas” problemas económicos, a las “eses”, problemas con la familia… Comprobó después de jugar unas partidas que las piezas largas eran muy útiles, sobre todo porque encajaban muy bien en aquellos huecos que la falta de pericia o el nerviosismo habían creado. A esas las llamó “amistad”.

Estuvo jugando tres horas.

Al día siguiente, en el trabajo, su compañera E. se dio cuenta de que algo había cambiado en ella. Sobre todo cuando, tras recibir una llamada, parecía como que estuviera dándole vueltas a una ficha.

LAS NOTICIAS

FUENTE: 20minutos

Jugar al Tetris puede ser un buen tratamiento para superar los traumas

El ‘Tetris’ puede ayudar a reducir los recuerdos traumáticos.* Unos investigadores han demostrado que reduce los malos recuerdos.

* Han realizado un experimento con cuarenta personas.

Un grupo de investigadores británicos de la Universidad de Oxford ha demostrado mediante un experimento que el popular juego de puzle Tetris, consistente en encagar diferentes piezas para formar líneas, puede ser un buen tratamiento para superar experiencias traumáticas.

LAS IMÁGENES

Anuncios

Acerca de chemapedia

Mirando el mundo con ojos raros.

»

  1. Esta entrada me parece genial. Me encanta el formato periodístico-literario que le has dado al blog. Sólo una pregunta -aunque imagino que la respuesta será que sí-, ¿los relatos son originales?

  2. Muchas gracias por tus alabanzas y apoyo. Como sé que son sinceras, te las agradezco con la sinceridad de la amistad.

    Respuesta a la pregunta: SI, son míos, hasta el punto que pueda decirse que tenemos propiedad de un montón de letras.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: